Se ha comprobado que la sal tiene efectos adversos en el corazón al hacer deficiente su funcionamiento, lo que favorece enfermedades como infartos o insuficiencia cardíaca, además de que incide en la aparición de gastritis y úlceras de estómago

Utilizar sal de forma indiscriminada incide en la presencia de enfermedades cardiacasrespiratorias y renales, así como obesidadhipertensión arterial y osteoporosis por lo que es necesario moderar su uso, alertó la cardióloga Mitzi Pérez Castillo.

La especialista del Hospital General de Zona número 2 en Coahuila explicó en un comunicado que el sodio es un mineral importante para el funcionamiento del organismo pero “consumirlo en exceso representa severas complicaciones que incluso pueden llevar a la muerte”.

Pérez Castillo detalló que una de las consecuencias del abuso de este mineral es la retención de líquidos, lo cual no solo genera un aumento de peso, sino que fuerza al hígado, riñones y corazón a trabajar por encima de sus niveles normales.

“Al no eliminar el exceso, se acumula en la sangre, atrae el agua y de esa forma se incrementa el volumen en las venas, lo cual es el origen de la hipertensión”, comentó.

La experta señaló que se ha comprobado que la sal tiene efectos adversos en el corazón al hacer deficiente su funcionamiento, lo que favorece enfermedades como infartos o insuficiencia cardíaca, además de que incide en la aparición de gastritis y úlceras de estómago.

La recomendación, dijo, es reducir la ingesta a solo dos gramos diarios, que es el equivalente a la pérdida que se realiza mediante la transpiración, orina y heces.

Además, la especialista sugirió consumir al menos litro y medio de agua simple y realizar actividad física, lo que ayudará a la perdida de sal a través del sudor.

FUENTE: DPA

Comentarios