El incremento fue exactamente de $43.525, mientras que el subsidio de transporte quedó en $88.211 mensuales.

La ayuda para la movilización de los trabajadores subió 6,1%. El incremento es considerado como bajo por muchos colombianos. Algunos opinan que, con tan poquito sueldo, hay que hacer magia para sobrevivir y saldar deudas.

En las calles, trabajadores consultados por DiariOriente mostraron su rechazo al considerar que el aumento es muy poco frente a lo que gastan. Dentro de los altos costos de la canasta familiar, que preocupan a los colombianos, se cuenta el incremento de los pasajes del transporte urbano así como el alza de la gasolina.

Comentarios