Con una inversión aproximada de 380 millones de pesos y en convenio con la Fundación Ferrocarril de Antioquia, la administración municipal Rionegro, terminó restauración a la fachada de este histórico lugar.

Para la intervención que se realizó en este lugar, patrimonio arquitectónico de Rionegro, fue necesario que el Ministerio de Cultura designara el permiso porque esta fachada es considerada Bien de Interés Cultural de la Nación.

Anteriormente, en el Palacio de la cultura operaba la cárcel municipal y a partir de 1998 se constituyó, en lo que es hoy, en el centro cultural Ricardo Rendón Bravo.

Dado las condiciones de alto deterioro en las que se encontraba el Centro Cultural se le realizaron diferentes intervenciones como: reubicación de redes eléctricas y telefónicas de la fachada, intervención del muro interior y exterior, retiro de señalización, grafitis, afiches; hidrolavado de las fachadas en interiores y exteriores, mejoramiento de grietas y fisuras, restauración de herraje de las ventanas de primer y segundo nivel, fabricación de herrajes que hacian falta, restauración del portón de acceso principal, entre otros.
Comentarios