Gracias a las constantes labores de vigilancia de la fuerza pública, en apoyo con el centro de monitoreo de La Ceja, se logró la incautación de 12 bicicletas modificadas para la realización de ‘gravity bike’; una peligrosa práctica que pone en riesgo la vida, tanto de quienes la realizan, como de los conductores.

Según el secretario de Gobierno y Derechos Humanos, Rubén Valencia, “se mantendrán los operativos de monitoreo y control en las vías de acceso del municipio por parte de la Policía, el Ejército y la Secretaría de Movilidad, para evitar que se sigan presentando incidentes con esta peligrosa práctica que ha dejado tres personas muertas y quince gravemente heridas”.

El Alcalde Elkin Ospina por su parte, propuso la creación de un decreto municipal donde se prohíba la realización de esta práctica y la circulación de bicicletas modificadas por las vías del municipio. Además se espera contar con la ayuda de la comunidad para que reporten y denuncien los casos donde se vea comprometida la vida de los jóvenes que realizan estas actividades.

Comentarios